Macri harto de la tolerancia, interviene directamente para disuadir piquetes.

Nacionales 16/07/2017
El presidente se metió en los conflictos en la calle de la Ciudad y la provincia. Cree que espantan las inversiones.
MACRI

El presidente cree que los piquetes desalientan a los inversores -su mayor obsesión-, y por ende decidió cambiar el rumbo. Además está convencido que en un contexto económico que no suma para la campaña, al menos por eso lado puede fidelizar la parte de la población que eligió a Cambiemos.

Fue el propio Macri quien llamó el jueves a Cristian Ritondo, ministro de Seguridad de la provincia, en medio del conflicto de la policía con los trabajadores de Pepsico en Vicente López.

Macri se fastidia cuando por las urgencias electorales no le dejan tomar las medidas que considera urgentes. "Se hartó, ahora cuando quiere algo y se lo demoran puentea a todos y llama directamente al funcionario en cuestión", confirmaron fuentes oficiales.

El presidente le pidió al ministro, que no depende de él sino de la gobernadora María Eugenia Vidal, que desaloje con firmeza pero sin responder a la violencia. Macri tenía el dato de que de manera inminente se sumarían Barrios de Pie y otros movimientos sociales a la manifestación y de esta manera, serían miles las personas involucradas en el piquete.

Te puede interesar













Te puede interesar