MEMORIA - A 65 años, "Eva Duarte de Perón, el peronismo que no fué".

Nacionales 26 de julio de 2017
"La amaron (y aman) tanto como quienes la odiaron (y odian) en iguales proporciones. Odio por su obra, por lo que representó y por lo que fue o pudo haber sido
EVA DUARTE

“El peronismo no se aprende ni se proclama, se comprende y se siente, ha dicho Perón. 
Por eso es convicción y es fe. Es convicción porque nace y se nutre en el análisis de los hechos,
en la razón de sus causas y de sus consecuencias. Tiene el empuje y la dinámica de la historia
en marcha. Es la conciencia hecha justicia que reclama la humanidad de nuestros días. Es
trabajo, es sacrificio y es amor, amor al prójimo. Es la fe popular hecha partido 
en torno a una causa de esperanza de esperanza que faltaba en la Patria y que hoy proclama el pueblo 
en mil voces distintas en procura de una libertad efectiva nunca alcanzada, a pesar del dolor y del
esfuerzo de este glorioso pueblo de descamisados”.
Eva Perón, 21/07/1948
Diario Democracia
(columna titulada "Por qué soy peronista").

"La amaron (y aman) tanto como quienes la odiaron (y odian) en iguales proporciones. Odio por su obra, por lo que representó y por lo que fue o pudo haber sido, donde “en el caso de Evita, el ataque sobre su supuesta inmoralidad era, sobre todo, el modo inconsciente de ocultar el verdadero contenido social que ella implicaba; su identificación con la clase obrera”. De la santificación popular al revanchismo obsceno, de la calle empedrada del amor al atajo por el callejón del odio como caminos transitados al descuido o rutas a explorar": impecable la descripción del significado de Eva María Duarte de Perón que hizo Pablo Vázquez en su trabajo "Escribe Eva Perón. Sus artículos en el Diario Democracia". Buen puntapié inicial para el recuerdo.

María Eva Duarte nació el 07/05/1919 en Los Toldos, en el centro norte de la Provincia de Buenos Aires, cerca de Junín.

Su madre trabajaba como costurera. Acerca de esos tiempos y cómo llega Eva María a la Ciudad de Buenos Aires, hay distintas historias, siempre el tema del sexo de por medio.

Lo cierto es que el 01/05/1939, a los 20 años, ella ingresó a la Compañía del Teatro del Aire, y junto a Pascal Pelliciotta forman un elenco fuerte de los radioteatros.

En 1944, luego del terremoto sucedido en San Juan, conoció al coronel Juan Domingo Perón, y se casaron en 1945.

Difícil apostar por entonces por 'Evita', una mujer muy joven, sin estudios ni red de vínculos importantes. Pero ella fue mucho más que la Primera Dama entre el 04/061946 y la fecha de su muerte, el 26/07/1952. También fue responsable de los ministerios de Sanidad y Trabajo, creó y presidió la Fundación Eva Perón y el Partido Peronista Femenino en 1949, que tenía garantizado el 33% de los cargos que obtenía el peronismo, siendo los otros dos tercios divididos entre sindicatos y el sector político masculino.

Algunos historiadores afirman que 1947 fue el inicio. Pablo Vázquez, en su trabajo sobre los escritos de Eva Duarte de Perón en el diario Democracia (que era su diario), destaca que el viaje a Europa, su campaña a favor del voto femenino y su incipiente trabajo social la conviertieron en coprotagonista del gobierno, abandonando el rol de cuadro auxiliar de conducción.

En 1948 ella ya se había ubicado en el centro del escenario. Eva adquirió un statu-quo de líder político, casi autónoma de Perón, un caso único en el mundo de la época. Su imagen ocupó el mismo nivel que el Presidente y muy por arriba que los ministros, secretarios y legisladores.

El viaje de Eva Duarte de Perón a Europa fue fundamental para su afianzamiento como líder del Movimiento.

El viaje de Eva Duarte de Perón a Europa fue fundamental para su afianzamiento como líder del Movimiento.

En Democracia se publicó, luego de las elecciones a convencionales constituyentes, en diciembre de 1948: “(…) Eva Perón, como conductora política, surge del triunfo electoral como una expresión superior del peronismo. Líder es aquel que no se cansa cuando se cansan muchos, que no pierde la fe cuando cunde la desesperanza, que enseña el camino seguro de los rumbos (…) Se hizo verbo, acción y dinamismo y lo trasmitió a la totalidad. A la hora del triunfo es justicia destacarlo”.

Vázquez apuntó: "(...) A partir de 1949 sus discursos, escritos y referencias tuvieron el mismo tratamiento que los de Perón, los discursos de Evita fueron publicados en separatas y folletos de distribución masiva. (...)". Falta aún la compilación y análisis de aquellos editoriales en el diario Democracia.

Y la Argentina detuvo su corazón

Eva enfermó de cáncer de cuello uterino.​ En enero de 1950 había sido operada de apendicitis y los médicos Oscar Ivanisevich y Abel Canónicohan relatado que los primeros síntomas podrían haber aparecido en ese entonces.

El 15/10/1951 publicó su libro "La razón de mi vida", escrito con la ayuda del periodista español Manuel Penella y el escritor argentino Raúl Mendé. Un mes antes de su muerte, el gobierno de la provincia de Buenos Aires decidió utilizarlo entre los libros de la materia Educación Cívica en las escuelas,​ y dos semanas después fue el Congreso Nacional el que dispuso lo mismo mediante la Ley 14.126.

El 06/11/1951 fue intervenida quirúrgicamente por el famoso médico oncólogo estadounidense George Pack en el Hospital Policlínico «Presidente Perón» de Avellaneda (actual Hospital Interzonal General de Agudos Presidente Perón), construido por la Fundación Eva Perón.

Meses después de fallecer Eva Duarte de Perón, escribió George Pack:

"(...) Sabrás que aún lamento la pérdida de mi paciente. Creo no haber hecho nunca una operación más completa; era bastante optimista y tenía grandes esperanzas de que ella sobreviviera para realizar la gran tarea a la que se había consagrado. No conozco a nadie que en tan poco tiempo haya hecho tanto por su país; esto es lo que me duele realmente, por lo mucho que habría significado para ella haber tenido una oportunidad de continuarla indefinidamente. Creo que, históricamente, estará a la par de Juana de Arco. (...)".

Ya en el final, Eva Perón empezó a dictar al joven sindicalista docente Juan Jiménez Domínguez su libro "Mi mensaje". Se trata del texto más encendido y emocional de Evita, uno de cuyos fragmentos fue leído después de su muerte, el 17/10/1952, en Plaza de Mayo, y que luego se extravió, para ser reencontrado en 1987, aunque sus hermanas iniciaron un juicio por apócrifo, que finalizó en 2006 estableciendo que se trata de un texto auténtico.

Luego de varias sesiones de radioterapia, el 18/07/1952 Eva entró en coma por primera vez.

Murió el 26/07/1962, a las 20:25, a la edad de 33 años.

A las 21:36, el locutor J. Furnot leyó por la cadena de radiodifusión:

"Cumple la Subsecretaría de Informaciones de la Presidencia de la Nación el penosísimo deber de informar al pueblo de la República que a las 20.25 horas ha fallecido la Señora Eva Perón, Jefa Espiritual de la Nación. Los restos de la Señora Eva Perón serán conducidos mañana, en horas de la mañana, al Ministerio de Trabajo y Previsión, donde se instalará la capilla ardiente (...)".

Su cortejo fúnebre fue presenciado, durante una lluviosa semana, en las calles de Buenos Aires por más de 2 millones de personas, y su funeral duró 16 días; 28 personas murieron en las avalanchas en las calles y más de 300 sufrieron heridas.

El papa Pío XII recibió 23 000 pedidos para convertirla en santa, y es la única ciudadana argentina que posee el cargo de Jefa Espiritual de la Nación Argentina, título oficial otorgado por el Congreso Nacional durante la Presidencia de su esposo.

Tras su muerte la CGT declaró 3 días de paro y el gobierno estableció un duelo nacional de 30 días. Su cuerpo embalsamado fue velado en la Secretaría de Trabajo y Previsión hasta el 09/07/1952, cuando fue llevado al Congreso de la Nación para recibir honores oficiales, y luego a la CGT. La procesión fue seguida por más de dos millones de personas y su paso por las calles recibió una lluvia de claveles, orquídeas, crisantemos, alhelíes y rosas arrojados desde los balcones cercanos.

El Último Discurso

El gobierno contrató a Edward Cronjagar, camarógrafo de la 20th Century Fox, que había filmado los funerales del mariscal Ferdinand Foch para que hiciera lo mismo con el funeral de Evita, origen del documental "Y la Argentina detuvo su corazón".

Cada día las radios interrumpían su programación para difundir el siguiente texto: "Son las 20:25, hora en que Eva Perón pasó a la inmortalidad".

Su cuerpo fue embalsamado por el español Pedro Ara.

Una vez terminado todo el proceso de duelo nacional por el fallecimiento de Eva Perón, su cadáver fue depositado, por orden de Perón y, siguiendo los deseos de quien había sido su esposa, en el edificio de la CGT.

Cuando Perón discutió el tema con el Dr. Ara, éste propuso que necesitaría un sitio seguro en el que no existiera la posibilidad de que hubiera interrupciones y él creía que en el edificio de la CGT eso no iba a ser posible.

Sin embargo, Perón deseaba cumplir los últimos deseos de su esposa, y ordenó que la 2da. planta del edificio se dedicara a laboratorio para el Dr. Ara, realizándose una serie de modificaciones arquitectónicas, asignándole una guardia policial permanente para controlar la total seguridad del trabajo del doctor.

Pasado el tiempo, pocas personas sabían exactamente dónde había quedado el cadáver de Evita (sus 3 hermanas la pudieron visitar por primera vez el 26/10/1952 y lo seguirían haciendo semanalmente). Lo cierto es que el Dr. Ara estuvo trabajando minuciosamente día a día, pues había firmado un contrato con el gobierno para la realización de tal trabajo, valorados sus honorarios en US$ 100.000. Cuando terminara su trabajo, el cuerpo sería depositado en la cripta del Monumento que, poco antes de morir Eva, Perón ordenó construir.

Sin embargo, cuando el 16/06/1955, el edificio de la CGT fue respetado en el bombardeo porque los militares sabían que allí se encontraba el cadáver de Eva Perón.

La restauración del cuerpo de Evita 

La noche del 22/11/1955, por órdenes directas de Pedro Eugenio Aramburu, un comando de marinos al mando del teniente coronel Carlos de Moori Koenig entró por la fuerza en el edificio de la CGT, derribó el busto de Evita que se encontraba en el 1er. piso y con armas forzaron la puerta de la capilla del 2do. piso. Allí quemaron las banderas argentinas dispuestas sobre el cadáver y se lo llevaron.

El cadáver terminó enterrado en Italia, en un ataúd que se explicaba pertenecía a una mujer llamada María Maggi de Magistris, en la tumba 41 del campo 86 del Cementerio Mayor de Milán.

En 1970 la organización guerrillera Montoneros secuestró a Aramburu, exigiendo entre otras cosas la aparición del cuerpo de Evita.

En septiembre de 1971, el general Alejandro Agustín Lanusse, ordenó el «Operativo Retorno». El cuerpo fue desenterrado en Milán y devuelto a Perón en Puerta de Hierro (Madrid). En tal acción participó el brigadier (R) Jorge Rojas Silveyra, embajador argentino en España. Al cadáver le faltaba un dedo que le fue cortado intencionalmente y presentaba un leve aplastamiento de la nariz.

El 17/11/1974 la entonces presidente María Estela Martínez de Perón regresó el cuerpo de Eva al país, y lo ubicó en la quinta presidencial de Olivos.​ El gobierno comenzó a proyectar el Altar de la Patria, un gran mausoleo que albergaría los restos de Juan Perón, Eva Duarte de Perón, y todos los próceres de la Argentina, como símbolo de unión del país.

El 24/03/1976, los militares entregaron el cuerpo a la familia Duarte, que dispuso que fuera enterrada en la bóveda que su familia posee en el Cementerio de la Recoleta de Buenos Aires, donde se encuentra desde entonces.

Fuente.U24

Boletín de noticias

OP 2019_16144-STIEMBRE

setiembre

Consejos para Ahorrar Gráfica-01COOP RGD-FACTURA ELECTRONICA