Tras la aprobación en general del paquete fiscal se cayeron los cambios en Bienes Personales durante el tratamiento en particular

Actualidad 13/06/2024
572512

Los Senadores que discuten en estas horas artículo por artículo del Paquete Fiscal dejaron caer el título tercero del texto de la ley que incluye los cambios a impuestos e ingresos del fisco. Se trata del fragmento del paquete que introducía cambios en el régimen del Impuesto a los Bienes Personales. También fue rechazado el capítulo dedicado al Impuesto a las Ganancias.

Los cambios fueron rechazados por dos votos durante la votación en particular del paquete fiscal. Hubo 37 opiniones en contra del capítulo y 35 a favor.

El texto que se había aprobado en general proponía subir el mínimo no imponible de Bienes Personales de $27 millones a $100 millones, más una baja de alícuotas a un rango que va del 0,5% a 1,5%, cuando hoy llegan al 1,75 por ciento. También eliminaban las diferencias entre bienes locales y en el exterior, que hoy pagan una alícuota más alta y que llega al 2,25%, además de un programa de beneficios para pagos adelantados que aspiraba a sumar recaudación en el corto plazo.

“Es una perversidad haberlo rechazado teniendo en cuenta que con los nuevos mínimos no imponibles y el nuevo monto de excepción de la casa habitación mucha gente de clase media iba a dejar de pagar Bienes Personales o pagar muy poco porque el nuevo mínimo era de $100 millones para el período fiscal 2023″, comentó César Litvin, de Lisicki, Litvin y Asociados

El tributarista también lamentó que con el rechazo al Capítulo 3, los senadores echaran por tierra la propuesta de pago adelantado de Bienes Personales que incluía el Paquete Fiscal.

“Era muy atractivo para el contribuyente y para el fisco ese régimen de pago anticipado de cinco años porque iba a generar más recursos para la administración pública y para el contribuyente era la posibilidad aceptar una alícuota atractiva, se beneficiaban las dos partes”, agregó el especialista.

En cuanto su impacto en las cuentas públicas, por otro lado, Litvin relativizó la importancia del tributo que, a diferencia de los también rechazados cambios en Ganancias, no implica una enorme generación de recursos para el fisco.

“Bienes Personales no es un impuesto de mucha recaudación porque el que genera y paga el Impuesto a las Ganancias, después paga Bienes Personales por su patrimonio, así que no es un tributo que tengan muchos países. El problema del rechazo es que es un impuesto que en su espíritu buscaba alcanzar solo a grandes fortunas, con mínimos no imponibles significativos importantes. En Uruguay el mínimo es de USD 250.000 para un matrimonio, en Colombia más de USD 1 millón. Con la situación vigente, en la Argentina se popularizó Bienes Personales y los cambios propuestos iban a aliviar a familias sin tanta capacidad contributiva”, concluyó Litvin.

Noticia en desarrollo

Últimas noticias
Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al newsletter para recibir diariamente las novedades en tu email