Opinión: Argentina-Chile y el principio de "acción y reacción" en el tema Antártida

Opinión 05 de agosto de 2020 Por Anibal Rachid
ANTARTIDA ARGENTINA

Existe una ley fundamental de la física, la cual se aplica en todos los ámbitos y es la Tercera Ley de Newton también conocida como Principio de acción y reacción que nos dice que "si un cuerpo A ejerce una acción sobre otro cuerpo B, éste realiza sobre A otra acción igual y de sentido contrario".

Y de alguna manera, podría aplicarse la misma, en la reacción de Chile hacia Argentina, en cuanto a lo acontecido ayer en la Cámara de Diputados de la Nación.

Luego que la Cámara de Diputados convirtiera en ley los proyectos propulsados por el Ejecutivo Nacional, uno de los cuales establece la nueva demarcación del límite exterior de la plataforma continental argentina; y el que materializa la creación del Consejo Nacional de Asuntos Relativos a las Islas Malvinas,  el Congreso chileno aprobó ayer una ley que crea un Estatuto Antártico orientado a la protección y el fortalecimiento de los derechos soberanos del país en el continente blanco, así como a la protección y el cuidado de sus ecosistemas.

La pregunta es, partir de esta aprobación, las relaciones entre la Argentina y Chile podrían encontrar un nuevo punto de conflicto adormilado hace varios años: la soberanía sobre la Antártida? 

Coincidencias, o la tercera Ley de Newton entre Argentina y Chile?

El 24 de julio pasado, el Senado argentino aprobó de forma unánime, dos proyectos de ley impulsados por el presidente  Alberto Fernández, con el objetivo de reafirmar la soberanía sobre las islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur, y sus espacios marítimos circundantes.

Por ello, el gobierno chileno envió dos réplicas, directamente a la Cancillería argentina, y otra a Naciones Unidas, pero además, aceleró la tramitación de un viejo proyecto de ley de soberanía en la zona: el Estatuto Chileno Antártico.

Ayer 4 de agosto, la Cámara de Diputados convertía en ley los proyectos propuestos por el Ejecutivo Nacional, uno de los cuales establece la nueva demarcación del límite exterior de la plataforma continental argentina; y el que materializa la creación del Consejo Nacional de Asuntos Relativos a las Islas Malvinas.

También ayer 4 de agosto, (cualquier similitud con la realidad, es pura coincidencia) la Cámara de Diputados chilena, de manera unánime (por 142 votos), aprobó el proyecto, incorporando observaciones formuladas por la Corte Suprema y el Ministerio Público de ese país. La iniciativa ya había sido aprobada en la Sala del Senado, por lo que tras seis años, se convirtió en ley.

Las pretensiones de soberanía chilena sobre el continente antártico y en particular de ese estatuto, comenzaron en 2014 en la primera administración del presidente Sebastián Piñera, con la creación de la Base Conjunta Glaciar Unión, a solo 1.000 kilómetros del Polo Sur y la creación de la Dirección Antártica en el Ministerio de RR.EE.

A pesar de que Chile es el país más cercano a la Antártida, y uno de los 12 países signatarios del Tratado Antártico, a la fecha no existía, en el país trasandino, un estatuto que regulara su presencia en el continente blanco. Eso cambia con este nuevo proyecto de ley.

Y por supuesto, ya hubo declaraciones desde Chile, por parte del Ministro de Defensa Mario Desbordes, quien descartó que la aprobación del proyecto sea una réplica a la actuación argentina, sino que lo sucedido entre Chile y Argentina, solo es una coincidencia de fechas y sostuvo,“Este proyecto viene desde 2014, por lo tanto es un proyecto que se tramita hace mucho tiempo, fue visto por las comisiones en la Cámara y en el Senado, mucho antes de las últimas declaraciones del Gobierno argentino, por lo que no tiene que ver con eso”.

“También ratificamos, algo que es evidente, nuestra reclamación soberana respecto del territorio antártico chileno. Lo que declara Argentina, no es oponible a Chile, no nos obliga para nada. Nosotros mantenemos nuestra reivindicación intacta. La reclamación argentina no obliga a Chile a nada, no modifica nuestra soberanía sobre el territorio antártico. Tenemos soberanía, existe el territorio antártico chileno, queda más que demostrado con esta ley y por lo tanto, a Chile no lo obliga a modificar ni una coma de lo que el país viene planteando hace décadas”.

Según Desbordes, el Estatuto Antártico Chileno, consagra la soberanía de Chile sobre la plataforma antártica. “Es algo que Chile ha planteado hace 70 años. La reclamación chilena sobre parte del territorio antártico, es algo que se hizo en la década del 40, nosotros hemos mantenido eso y respetado el Tratado Antártico. Somos un país que cumple un rol muy importante en rescate aéreo y naval, por ejemplo, además una muy importante presencia de bases científicas”.

Por su parte Andrés Allamand, ministro de Relaciones Exteriores de Chile sostuvo que,“Chile es la puerta de entrada a la Antártida, esta ley viene además en un momento muy oportuno, porque reafirma nuestra soberanía en esa región, tan importante para Chile y para el mundo”...

Por ello, las relaciones entre la Argentina y Chile podrían encontrar un nuevo punto de conflicto adormilado hace varios años: la soberanía sobre parte de la Antártida...

Te puede interesar